Entradas

La historia de Sevilla no tendrá secretos a partir de ahora con Sevilla History Lovers. Te presentamos un proyecto de Toursevilla.


¿Qué es Sevilla History Lovers?

Historia de Sevilla. Conócela en Youtube con Sevilla History Lovers
Hernando Colón, creador de la biblioteca colombina


Hace un año aproximadamente ante la falta de turismo derivada de la pandemia abrí un canal de Youtube y comencé un proyecto de vídeos sobre Sevilla, su historia, arte, curiosidades y personajes en la historia de nuestra ciudad. Los videos tuvieron buena acogida y así pudimos hablar brevemente de Hernando Colón, el bibliófilo creador de una magnifica biblioteca renacentista, de la escondida plaza del Cabildo, de los años jóvenes de Diego Velázquez, del primer Borbón Felipe V quien estableció su corte cinco años en Sevilla para curarse de sus problemas mentales…

Todos ellos aparecieron en vídeos de 5 a 10 minutos de manera semanal y los podéis ver en el canal de Youtube Toursevilla. Este es el enlace https://www.youtube.com/channel/UCJ9aaJF4YJpgcX4aGnm9GVg. También fácilmente localizables como Seville History Lovers.

Para dinamizar más el proyecto, unos meses después ideé una serie sobre la Historia de Sevilla de manera cronológica. Para ello conté con la colaboración de algunos compañeros, todos ellos guías oficiales e historiadores y expertos. Este es un pequeño resumen con el que esperamos que te entren ganas de ver nuestros vídeos.

La Historia de Sevilla en capítulos

El proyecto ha sido apasionante pues la Historia de Sevilla empieza con la Hispalis romana, hace 2000 años.

Esa Sevilla romana que tuvo una fundación mítica por parte del mismísimo Hércules duerme aun bajo nuestra ciudad, pero nos deja entrever parte de su esplendoroso pasado a través de lugares como el Antiquarium o el Castellum Aquae (Cisternas) bajo la Plaza de la Pescadería. También los fustes usados en edificios posteriores son testigos de aquella Hispalis, una de las ciudades más importantes de la Bética.

El segundo episodio de la Historia de Sevilla versa sobre la desconocida época visigoda. Fue quizás el más difícil de realizar ante la falta de vestigios físicos de esa época y cultura. No obstante, la Sevilla visigoda de los siglos V y VI tiene un personaje fundamental que influyó en toda la cultura medieval. Se trata de San Isidoro de Sevilla, autor de las Etimologías y compilador de toda la información de su tiempo.

No fue por mucho tiempo en Sevilla e Hispania en general y así los visigodos cayeron ante el avance imparable del Islam desde el norte de África. Desde el 711 al 1248 Sevilla fue dominada por los musulmanes quienes nos dejaron uno de los testamentos mas ricos y originales en la ciudad. Gracias a ellos tenemos hoy la famosa Giralda, la Torre del Oro, las murallas de la Macarena e incluso el trazado urbano de Sevilla.

Hasta que en 1248 el rey Fernando III de Castilla y León cambió totalmente las tornas de la Historia de Sevilla con la conquista de la ciudad para los cristianos. Es entonces cuando se comienzan y amplían los principales monumentos de Sevilla, me refiero al Alcázar, fortaleza y palacio real y por supuesto a la gran Catedral, la llamada Magna Hispalense, que inicia sus obras sobre el solar de la antigua mezquita en 1431.

Esta ciudad en expansión, cruce de rutas comerciales entre Africa, el Atlantico y el Mediterráneo podía intuir que se acercaba una época de esplendor. El premio superó todas las expectativas con el Descubrimiento de América en 1492. Solo unos años después en 1503 con el establecimiento de la Casa de la Contratación, Sevilla se convirtió en centro comercial con el Nuevo Mundo y recibió por tanto los novedosos alimentos americanos y los metales que enriquecieron temporalmente la ciudad.
Protagonista de esta Sevilla del Renacimiento fue sin duda el rio Guadalquivir, navegable desde Sanlúcar en el Atlántico hasta Sevilla y que a los pies de la Torre del Oro vio llegar y partir las más importantes expediciones a ultramar.

Y como todo lo que sube, baja, el siglo siguiente de la Historia de Sevilla no tuvo el mismo esplendor. Nos encontramos ya en época barroca, un siglo XVII tristemente llamativo por la crisis económica, epidemias, inundaciones y empobrecimiento general en España. Pero que sin embargo destacó en lo cultural y artístico con nombres como Murillo, Velázquez o Zurbarán. A veces las épocas de crisis son las más prolíficas culturalmente. Tanto que al siglo XVII se le ha llamado el Siglo de Oro.

Historia de Sevilla. Conócela en Youtube con Sevilla History Lovers
Antigua fábrica de Tabacos s.XVIII, hoy Rectorado de la Universidad

El brillo de Sevilla se iba apagando pero nunca se perdió del todo y la ciudad intentó sobrevivir al naufragio de ver como la Casa de Contratación en el siglo XVIII se trasladaba a la costera Cádiz. Es la Sevilla de la Ilustración en que tras muchos siglos vino la corte a la ciudad, aunque temporalmente, con el rey Felipe V y su esposa la reina Isabel de Farnesio. Es también un siglo en que se crean fábricas como la de Artillería o la de Tabacos. Y sobre todo, es cuando se asientan las tradiciones sevillanas que hoy más llaman la atención: la Tauromaquia y la Semana Santa.


Sevilla la ciudad que se «reinventa»

Historia de Sevilla. Conócela en Youtube con Sevilla History Lovers
Casa de Pilatos. s.XVI

Siempre con luces y sombras, una ciudad que nunca perdió protagonismo ni en sus épocas más oscuras y que ha ido avanzando pero a la vez conservando de épocas anteriores. El resultado son 2000 apasionantes años de Historia de Sevilla y una mezcla de culturas impresionante de la que pocas ciudades en Europa podrían presumir.

Como se dice en uno de los episodios de nuestra serie Historia de Sevilla: Sevilla es un museo al aire libre. Paseando por nuestras calles encontramos ecos romanos, visigodos, medievales, andalusís, renacentistas, barrocos, ilustrados… es una ciudad que siempre se reinventa. Es narcisista, compleja, brillante, apasionante y apasionada. Por ello queremos invitarte a que la conozcas un poco mejor en esta serie de vídeos que hemos hecho con todo el cariño hacia nuestra tierra.


Mi compañero y doctor en Geografía César López Gómez dedicó recientemente un artículo en su afamado blog a nuestro proyecto de vídeos. Incluye una pequeña bio de los guías participantes. Lo puedes ver pinchando en este enlace: https://cesarlopezgomez.com/sevilla-history-lovers-una-forma-didactica-y-amena-de-conocer-la-historia-de-nuestra-ciudad/

si te ha gustado nuestra manera de trabajar podemos ofrecerte visitas guiadas presenciales y también virtuales. Para contactar: https://www.toursevilla.com/contacto/

Estos vídeos y más los puedes ver también en instagram: https://www.instagram.com/seville_history_lovers/

Vamos a hablar de la Sevilla romana, o mejor debemos decir la Hispalis romana, ya que este era el nombre que tenía nuestra ciudad hace dos mil años.
Sevilla sin embargo no fue fundada por los romanos sino que es anterior. Se remonta a época fenicia, es decir, al siglo VII a.C.

Si prefieres conocer sobre la Hispalis romana mediante un vídeo pincha aquí:

Manuel Serrano, guía oficial de Sevilla, nos habla de la Sevilla romana

Los fenicios o cananeos procedían de Oriente Medio, era un pueblo comerciante que había fundado colonias y ciudades por todo el Mediterráneo. Atravesaron el estrecho de Gibraltar y tras fundar la milenaria Gades (o Gadir) llegaron al lugar donde se asentaría Sevilla, la llamarían Ispal. Esta era una zona estratégica por el acceso a las minas de cobre y plata del suroeste de la Península, además de por su riqueza agrícola y por último estaba situada a orillas de un gran río, en un estuario muy cerca de la costa, aun más de lo que está ahora.  


Historia de Sevilla 1. La Sevilla romana
Julio César en la fachada del Ayuntamiento, recuerdo de nuestra Sevilla romana

Fundación mítica

Según la tradición fue Hércules el dios Hércules el que fundó la ciudad de Sevilla cuando vino persiguiendo por el río Guadalquivir a la diosa fenicia Astarté. Astarté giró a la derecha y fundó Triana, Hércules giró a la izquierda y fundó Híspalis. Pero la ciudad realmente se hizo más importante a partir del siglo segundo antes de Cristo como fundación romana a raíz de la batalla de Ilipa Magna, actual Alcalá del Río. Julio Cesar estuvo en el sur de la Península Ibérica, entonces llamada Bética, y según la tradición fue quien construyó la primera muralla de Sevilla.

El templo de la calle Mármoles

De esta Sevilla romana no quedan muchos vestigios pero cómo curiosidad encontraremos en el centro histórico algunos restos que nos hablan de esta época pasada. Hay por ejemplo en la calle Mármoles restos de un templo romano construido entre el siglo I y II d.C. Es de la época del emperador Adriano son tres columnas lo que resta del mismo.

Historia de Sevilla 1. La Sevilla romana
Restos del templo de la Calle Mármoles

Originalmente había seis pero en el siglo XVI el asistente de la ciudad se llevó tres de ellas para decorar una nueva plaza que estaban haciendo, la que sería después la Alameda de Hércules. En el camino una se rompió por lo cual en esa plaza solo pusieron dos. Las tres restantes quedan en el sitio original de la calle Mármoles y están situadas a unos cinco metros de profundidad lo que muestra el nivel de la ciudad en época romana.

Las murallas

La mayor parte de las murallas que quedan de Sevilla, incluidas las del Alcázar, son de época musulmana, concretamente almohades del siglo XII.  Sin embargo parece que hubo unas más antiguas romanas y se utilizaron piedras o el basamento de éstas para construir las islámicas.


Estructura de la ciudad

Como casi todas las ciudades romanas, la Sevilla romana o Híspalis se dividía en calles rectilíneas muy ordenadas. Había un eje principal que iba de norte a sur y se llamaba Cardo máximo, había otro eje que cruzaba de este a oeste llamado Decumano máximo. En el centro, una plaza central que correspondía al foro y esta plaza se encontraba ubicada bajo la actual plaza de la Alfalfa. No muy lejos de allí encontramos lo que son las mejores ruinas romanas en el centro histórico de Sevilla: el Antiquarium.

Antiquarium

Antiquarium es el nombre que se dio a los restos arqueológicos romanos encontrados en el centro de Sevilla justo debajo de la construcción moderna Metropol Parasol (las Setas), están unos 4 metros de profundidad y al construir el nuevo edificio se tuvo especial cuidado en la conservación de las ruinas. Son en total 9 casas entre los siglos I y II después de Cristo. Esta zona de la Sevilla romana correspondía a las casas patricias y estaba muy cerca del foro romano, como hemos visto en el epígrafe anterior.

El Antiquarium es una zona arqueológica visitable y aquí podemos contemplar bellos mosaicos construidos a base de ricas teselas, algunos en blanco y negro y otros en color, también capiteles, columnas y elementos más curiosos como juegos infantiles o lámparas llamadas lucernas.

El río fósil y las salazones

En la Sevilla de época romana el río Guadalquivir entraba por esta misma zona de la ciudad. Y justo al lado del río había unos almacenes donde se hacían salazones, es decir dónde se lavaba el pescado para su conservación. Se han conservado cubetas que nos hablan de ese uso.

Aquel río con el tiempo fue desecado pero sigue existiendo en el subsuelo y eso provoca que se siga inundando periódicamente por lo que hay que drenar el agua cada cierto tiempo. Hemos conocido lo que se llama un río fósil.

Otros vestigios de la Sevilla romana

Historia de Sevilla 1. La Sevilla romana
Fustes romanos alrededor de la Catedral

Para construir la Giralda que fue el antiguo minarete de la mezquita mayor en el siglo XII se utilizaron lápidas romanas , están hechas en mármol y todavía se pueden ver perfectamente contrastando con el resto de la torre, construida en ladrillo.

También los fustes de columnas que se encuentran alrededor de la catedral son de origen romano. Hay algunos en mármol y otros en granito, unidos todos ellos por cadenas conforman el perímetro de la catedral.

Otras columnas más pequeñas pero también de origen romano las podemos ver en algunas esquinas de casas del centro histórico, reciben el nombre de guardacantones y se utilizaban para proteger las esquinas de las casas y que no las dañaran los carros de caballos al pasar.

Por último más columnas romanas las podemos ver en los soportales de las tiendecitas de la Plaza del Pan, una de las plazas más antiguas de Sevilla.

Anfiteatro, teatro y necrópolis en la Sevilla romana

Las excavaciones arqueológicas han revelado restos romanos debajo de la Iglesia de San Nicolás, donde concretamente había un teatro.  En todas las ciudades romanas era necesario tener diversiones así que además del teatro estaba el anfiteatro, éste último se encontraría debajo del convento de Capuchinos  y estaba las afueras de la ciudad debido a su gran tamaño. Según la tradición en este anfiteatro pudieron ser martirizadas las santas patronas de Sevilla Santa Justa y Santa Rufina en el siglo IV de nuestra era.

También en esa zona, debajo de unas edificaciones modernas, en la sevillana carretera de Carmona, se ha encontrado una necrópolis qué constaría originalmente hasta 90 tumbas.



Como veis bajo la Sevilla actual se extiende una fascinante Sevilla romana de hace dos mil años. Es la vieja Híspalis que aún duerme bajo nuestros pies a unos 5 metros de profundidad.


Para saber más sobre la Sevilla romana podéis visitar:

Y para recorrer los rincones de la Sevilla romana, una de nuestras visitas guiadas a la carta: https://www.toursevilla.com/tours/